8/04/2006

LAS VAQUITAS SON DE NOSOTROS Y LAS RETENCIONES TAMBIÉN

El reciente paro ganadero de 4 días , fué un aviso, una amenaza ,una advertencia del sector al gobierno nacional. Uno de los ejes de la cuestión fueron entre otros motivos de furia vacuna, los altos niveles de las retenciones al sector. Sin embargo, todos y más la corporación exportadora, sabemos que son las intervenciones cotidianas del Banco Central de la R.A. las que sostienen el dólar por sobre los $3 , esto es ya una obviedad. Sabemos también que si estas intervenciones cesaran, el dólar caería a un valor en torno a los $2,40, esta es otra obviedad. Luego, las tan publicitadas retenciones no son más que un significante negativo, de fuerte carga ideológica, puesto que el gobierno vía este impuesto progresivo, toma el excedente del valor real del dolar percibido, sostenido por sobre el precio de equilibrio por una desición de política económica. Luego, a nadie se le retiene aquello que no le pertenece, y el excedente del TPR (Tipo de Cambio Real) y el TCF (Tipo de cambio fijo/fijado) no le pertenece a los exportadores sino al Estado Nacional que es el que permite su existencia mediante el sostén cotidiano del TCF por sobre el TCR un 25% aprox. Adicionalmente y gratis, para la cartera de la dama o la billetera del señor expo, el Estado naciónal les obsequia sosteniendo el TCF aquello que su escaso nivel de inversión productiva y, más allá de los delirios de Grobocopatel, su breve capacidad de innovación tecnológica no les permite obtener de otra manera: competitividad. Claro que competitividad berreta vía precio, o sea en perspectiva de mediano y largo, una competitividad cachivache, como para seguir criando parásitos. Artemio López

12 comentarios:

Hard Core dijo...

Yo iba a poner lo mismo, pero si deja de comprar con los pagos de los intereses de los bonos que hizo no caen las reservas?, si deja de comprar, el dolar cae, pero de donde saca reservas? de la emision?, quizas me lo aclares, a mi me genero dudas eso. Crei igual que vos que el dolar anclado era una ventaja para ellos, pero despues de las divisas que usaron como siguen manteniendo las reservas sin comprar? No me digas que es chicana. Carachio

miguel dijo...

Independientemente de la política cambiaria que haga el BCRA, las retenciones son hermosas: le cobran impuestos en general a tipos con guita que evaden ganancias a lo pavote, y encima mantienen bajos los precios de los alimentos, actuando como subsidio implícito a los más pobres. Si se pudiera, sería mejor cobrar bien ganancias y dar bien subsidios, pero como al Estado argentino esto le resulta, digamos, un quilombo, las retenciones son lo mejor que tenemos.

Ahora, lo que hacen los cowboys vernáculos no es más que presionar para conseguir recursos fiscales (en este caso, dejar de pagar impuestos, o que le tiren subsidios con el "plan ganadero"). Es una expresión más del famoso conflicto distributivo, que tanto mal nos ha hecho en el pasado. Ahora por suerte el TLA tiene superpoderes, y los va a poder tener a todos cortitos. Todo esto mientras le dure la buena económica y la popularidad. Cuando la cosa decaiga, agarrate cristina, digo, catalina...

Ulschmidt dijo...

Artemio: lo único peor que un vegetariano es un kirchnerista, vea.

G.F. dijo...

Miguel, ¿vos eras de los que pensaba que era cierto lo del "veranito", digo, despues de 4 años de crecimiento ininterrumpido podemos coincidir entre todos que esto no es un veranito sino un ciclo de crecimiento y recuperacion o falta esperar algunos meses mas?
Siempre estuve convencido que en una ciencia como la Economia, donde intervienen variables que son sinceramente inmanejables, no se puede predecir algo mas que a grandisimos razgos, seria mejor escuchar a algun economista que diga que se equivocaron, que este modelo les quemo algunos libros y que los tiren o vayan a estudiar de nuevo. SLs. Gonzalo Fossa.-

Ulschmidt dijo...

En realidad perseguir el precio de la carne, la leche o el trigo fue un clásico argentino. La genial idea de entorpecer o cerrar la exportación de lo mismo que comemos para deprimir precio interno es viejísima. Argentina alguna vez fue la primer exportadora del mundo en carnes pero eso fue hace décadas porque ahora produce un 80% para consumo interno y un 20 % para exportación. O sea, nos abastecemos y exportamos un saldo interesante, nomás. Y dado el último truco gubernamental, esta claro que la producción debe ajustar para abajo, a cubrir mercado interno y sólo eso.
En tanto los muy estúpidos brasileros alcanzaron hace muy poco el rango de primeros exportadores mundiales de carne. Ello no les impide tener una inudustria mucho más desarrollada que la nuestra - digo, por la remanida tesis criolla de que castigándose al campo milagrosamente florecerá la industria. En tierras de montes y selvas, con un ganado índico que carne correosa, con calor agobiante y soportando unas enfermedades tropicales que dan vértigo, nos tiraron al diablo también en ese rubro. Claro, ellos tienen la desventaja de no contar con nuestros geniales progresistas. Pobres brazucas.

escriba dijo...

Referido a anteriores posts sobre Angelelli, invito a ver esta verdadera vergüenza del cardenal primado instando a recordar a Angelelli sin "ideologías".
Basta, por favor.
Saludos

http://www.cadena3.com.ar/noticias_ampliada.asp?mas=83931

miguel dijo...

Gonzalo, dije "cuando la cosa decaiga". En todas las economías del mundo, en todo momento de la historia, hubo recesiones, independientemente del modelo. (hay, por ejemplo, un artículo de los 60s de Julio Olivera en Kiklos que muestra cómo se generan ciclos en una economía planificada). Si vos de eso interpretás que soy de los que decían que era un veranito, allá vos.

Para que quede claro lo que pienso: 1) la economía NO es una ciencia exacta, 2) las predicciones en economía son sumamente inexactas, y el que diga lo contrario es un chanta, y 3) este modelo no le quemó ningún libro a nadie serio (quizás algún derechoso de la city tuvo que modificar un poco su discurso). De hecho, es la política macroeconómica más conservadora de los últimos 100 años: tipo de cambio flexible, superávit fiscal y externo, apertura económica, desendeudamiento, salarios bajos. Inversión y crecimiento a full porque las ganancias empresarias están más altas que nunca.

quique dijo...

Artemio, querido: ubi est mea?

ARTEMIO LÓPEZ dijo...

quique q queres q te diga, y si, y además mea encima nuestro ubi
salu2

Carlitos dijo...

¡Que manera de mentir!

ARTEMIO LÓPEZ dijo...

y bue...es la vida fab

Ana C. dijo...

Usted sí que se divierte barato, Artemio!